jueves, 31 de julio de 2014

ENTIERRO DE LAS 5 VICTIMAS DEL FRANQUISMO EN ENCINASOLA (HUELVA).


    Quiero expresar públicamente nuestro agradecimiento a los familiares y a las autoridades que han colaborado para que esta fosa pueda ser dignificada. Es necesario la colaboración de todos. Por eso, la Memoria no puede encerrarse en la burocracia, ni fuera del apoyo de las familias. Las fosas se abren más fácilmente si colaboramos: familiares, víctimas y administraciones.  Lo importante es tener el deseo de dignificar la Memoria sin exclusiones.

                                            Dedicado a los asesinados y desaparecidos del franquismo. Recuerdo a las víctimas y a sus familiares (RLF)

        
Buenos días, hoy sobran las palabras.

El dolor de María: Encinasola.
 Foto Antonio Manuel Mateos
En este acto emotivo, profundo y sentido; queremos dar sepultura a estos 5 hombres de Encinasola, que pagaron con lo más preciado que tenían: sus vidas,  defender los valores de la libertad, la República y la Democracia.  Hoy recordamos y dignificamos el enterramiento de:


  •    Diego Álvarez Vázquez;    
  •    Antonio Castro Pérez;
  •     José Domínguez Pérez;
  •      José Hermoso Ripoll;
  •    Eusebio Vázquez López.




Además, también recordamos a las más de 50 víctimas que fueron asesinadas o desaparecieron de este pequeño pueblo de la Sierra de Huelva, con más de 5.700 habitantes en 1936, donde ganó el frente Popular y fue tomado el 24 de septiembre por la columna militar del capitán de la Guardia Civil, Gumersindo Varela Paz.
         Después de esta pincelada histórica, quiero agradecer a los familiares y al movimiento social de memoria, el empuje y el trabajo realizado para llegar a este momento.

Además, de a la Junta de Andalucía, hoy representada por su Vicepresidente, Diego Valderas, que han sabido mantener la llama de la Memoria, y ya en el 2003, se lanza a este trabajo. En la actualidad, la Dirección General de Memoria Democrática esta intentando potenciar los trabajos de la Recuperación de la Memoria y ha preparado el borrador de  una Ley Andaluza de Memoria, que esperamos su aprobación definitiva con ansia. Espero que el Parlamento Andaluz, busque el hueco para darle su aprobación y la financiación correspondiente.
María y la fuerza del luto. Foto: AMM

         Especialmente, mi agradecimiento, nuestro agradecimiento a la Diputación de Huelva, a su Presidente, Ignacio Caraballo, que supo responder en su día a las necesidades planteadas por los familiares y la asociación, ante la petición de dignificación y exhumación de esta fosa, además de implicarse con las Políticas de Memoria a nivel provincial. Este trabajo ha sido posible gracias al acuerdo firmado entre la Diputación y la Asociación. 

         Otra persona fundamental en todo este trabajo ha sido Ángel Méndez, el alcalde de Encinasola, que ha colaborado y se ha implicado en este difícil trabajo, a veces no muy bien entendido por algunos y ha gestionado el contacto con los familiares y nos ha apoyado en todo lo que ha podido.

 Todos sabemos que este día es posible gracias al trabajo esmerado y meticuloso de los arqueólogos: Elena Vera, Juanma Guijo y Juan Carlos Pecero, que realizaron un trabajo exquisito de recuperación y clasificación de los restos, con mimo y cariño, sobreponiéndose  al dolor que la fosa desprendía.

         Quiero recordar también a Gabriela Vázquez López, hermana de Eusebio, uno de los fusilados, que hace más de cinco años, y  en los últimos días de su vida, se puso en contacto con nosotros, para pedirnos ayuda para abrir la fosa de su hermano: quería enterrarse junto a él y transmitirle el cariño de una familia dañada, dolorida y agradecida. Ella no pudo ver este momento que tanto anheló. Su hija María Santos,  en su nombre  y en el de su familia, se dirigirá a nosotros.

Otra persona importante en todo este proceso ha sido Celso Domínguez, que por su trabajo y su interés por conservar la memoria de su pueblo, abrió la puerta al conocimiento de la  historia y el número de fusilados que hoy enterramos, después de más de 78 años de sus asesinatos. Bastante tiempo, ¿no? No sé por qué la política y algunos políticos de mi país, no quieren asumir claramente este reto de conocer la verdad y dignificar estas muertes.
Los familiares. foto Antonio Manuel Mateos

         Gracias a todos en nombres de la Asociación y en nombre de la víctimas del franquismo que representamos. Como veis, el trabajo de una exhumación implica a mucha gente, que tienen que poner algo más que interés. Este caso ha sido excepcional por la implicación de las administraciones (regional, provincial y local), el movimiento social y los familiares.

         Decía Herodoto, en su único libro Historia, que fue vital escribirlo: para impedir que el tiempo borre la memoria de la historia de la humanidad”. En este país se ha intentado borrar de la Historia, a los vencidos, a los nuestros, a los que perdieron la vida por defender sus ideas y luchar por un régimen democrático y legal. Los otros eran los asesinos y el bando antinacional. Aún hoy, con un gobierno de derechas, herederos de aquel bando, la Memoria ha desaparecido de las políticas de su gobierno, con excusas y mentiras. Han intentado ocultar la Memoria.

         ¿Por qué importantes sectores de este país, han impedido, después de más de 35 años de Democracia, que abramos las fosas? ¿Por qué la derecha no quiere que se abran las fosas?

·         Porque en ellas se ve y se siente la gran barbarie de lo que hicieron sus antepasados;
·         Porque los restos hablan;
·         Porque los esqueletos mutilados por la crueldad y perforados por las balas, dejan en evidencia el  horror de los asesinatos;
·         Porque en el informe de más de 100 páginas, quedan clara e individualmente mostrados los desgarros y el espanto de tanta tragedia;
·         Porque en definitiva, es poner en evidencia los hechos que los culpan directamente y demuestran el genocidio cometido.

Entierro Encinasola. Foto Antonio Manuel Mateos
A pesar de esta resistencia activa, hoy estamos abriendo las fosas y enseñando al mundo la Historia real de este país desangrado.
        
         Como decía Reyes Mate: “Cuando se exhuma los restos de los asesinados, no solo es para darles digna sepultura, sino que se nos pone delante una brutalidad pasada que compromete a los herederos de los vencedores y de los vencidos. Este es el papel de la memoria, que no salda la deuda, solo la hace presente. La memoria no se arruga ante términos como prescripción o amnistía pues tiene la mirada puesta en la victima, y si hubo una injusticia pasada y no ha sido saldada, la memoria proclama la vigencia de esa injusticia”.

         Ellos, la “derecha”, han dormido tranquilos en el Olvido y la Desmemoria:

·         Han intentado volver a sembrar el miedo como en el franquismo; recordar la crueldad de nuestra desdicha sin respeto a los nuestros;
·         Han puesto a sus medios de comunicación en contra de la Recuperación de la Memoria;
·         Han pretendido ridiculizar el trabajo realizado y el dolor por los nuestros,
·         Han argumentado la crisis para que la opinión pública se posicione en contra;
·         Han intentado dar una imagen de “intereses económicos” en nuestros trabajos, etc.
·          
Entierro Encinasola. Foto Antonio Manuel Mateos
Pero nosotros  tenemos la razón de la Historia, tenemos la obligación moral, social y política de desenterrar las fosas e identificar sus restos, y además, nos obliga nuestra propia conexión con la víctima y la búsqueda de la Justicia que lleva implícita nuestra lucha.

        
Los vencidos, sus nietos y nietas, sus biznietos y biznietas,  con la ayuda de la izquierda de este país, tenemos que seguir trabajando para abrir las fosas, identificar los restos y dignificar los enterramientos. Pero todos sabemos, que con esto no basta, además queremos JUSTICIA, y queremos Justicia, porque nos acompaña el derecho Universal y la verdad de nuestra causa, la ONU acaba de dárnosla en sus informes últimos; auque tengamos que querellarnos en Argentina para conseguirla.

         Sabemos que el genocidio que se cometió con miles de personas no puede quedar impune, todos estos crímenes no prescriben,  por lo que tenemos que exigir a los Gobiernos y a la sociedad: VERDAD, JUSTICIA Y  REPARACIÓN   

                                                        Muchas gracias a todas y todos.
                                                        Rafael López Fernández
                                                        Encinasola, 20 julio 2014






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tirados en la cuneta

Tirados en la cuneta
cunetas: cementerios clandestinos